¿Nuestro propósito y misión de vida? ¡Canalízate con Luchi Mejía!
18023
post-template-default,single,single-post,postid-18023,single-format-standard,woocommerce-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,boxed,,columns-4,qode-theme-ver-17.2,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.6,vc_responsive

Nuestro propósito y misión en la vida

Propósito y misión de vidaEn algún momento de la vida, nos hemos preguntado ¿qué hago en este mundo y cuál es el propósito y misión de estar aquí? Es muy común cuestionárnoslo cuando terminamos la secundaria, pero en muchas ocasiones nos acompañan en diferentes etapas, y seguimos pensando si realmente estamos haciendo lo que vinimos a hacer.

¿Será esto ponerse trascendental o simplemente estamos dando un alto en el camino y autoevaluando si nos apasiona y disfrutamos lo que hacemos? En el hinduismo se le denomina Darma a “eso que hemos venido a hacer en este mundo”.

Tener propósitos, metas y sueños hace que nuestro camino sea más interesante, así encontremos dificultades. Éstas, no las deberíamos ver como ello, sino como aprendizajes que nos llevan a encontrar ese rumbo para llegar realmente a vivir el hoy, desde el amor por lo que hacemos.

Podemos, desde nuestro corazón, conectarnos a esa versión elevada y mejorada de nosotros mismos en todo lo que hacemos y usarlo en servicio para mí, las personas a mi alrededor y del Universo.

¿Cómo comienzo?

Desde el amor propio. Es decir, cerrar esa brecha entre tu máximo potencial y la persona que eres ahora. Porque se trata de vivir con integridad, convertirnos en personas más felices, realizadas y en armonía con nosotros mismos y alrededor.

¿Entonces cual sería nuestra misión?

Simplemente evalúa dentro de tu vida todo aquello que haces y te apasiona, lo que te enriquece energéticamente, lo que te alimenta el alma y lo que harías, así no fuera remunerado económicamente.

Recuerda, lo que haces ahora es parte del proceso para llegar a aquello que quieres ser o trabajar, solo el aprendizaje es el, que paso a paso, me va llevando por el camino correcto para cumplir aquello que tanto deseo.

Pensar que hasta que no encuentres tu misión no serás feliz ni exitoso, o que los días vividos son un estado de plena supervivencia, es no reconocer que cada día de nuestra existencia es un regalo de aquel ser supremo, que está dentro de nosotros y quien es la máxima expresión del amor incondicional al que queremos llegar.

Podemos tener muchas misiones, una en cada etapa de nuestra vida, para ir cumpliendo y con ello cerrando ciclos; hasta llegar al final de nuestros días y reconocer que se vivió de acuerdo con nuestro plan del alma elegido. Sí leíste bien, elegido, porque eso fue considerado por nuestra alma con la intención de trascender.

“Vive con pasión, desde la mejor conexión del alma; con actitud sonriente, porque la vida es un regalo y está en cada uno de nosotros vivirla sin juzgar y aprendiendo desde la espiritualidad.” Luchi Mejía

Webgrafía:

Si nos conociste en la Feria en Yerbabuena y quieres hacer tu pago, haz clic en el siguiente botón:



No hay comentarios

Lo sentimos, el formulario de comentarios está cerrado en este momento.